SERVUS HISPANIARUM REGIS



sábado, 22 de enero de 2011

SEMANA POR LA UNIÓN DE LOS CRISTIANOS

"Que todos seamos una misma familia"

Celebramos la "Semana por la Unidad de los Cristianos", unos días en los que los seguidores de Cristo, divididos por distintas razones a lo largo de la historia, somos llamados al reencuentro en una sóla familia eclesial, pues fue una la Iglesia que nuestro Salvador fundara.
Muchos caballeros españoles y de otros países, aún siendo católicos, tenemos el honor de militar en órdenes caballerescas o dinásticas de rito oriental o ecuménicas. La fuerza del diálogo y de la práctica de la caridad nos acercan al modelo que Cristo nos propuso.
Por eso dedicamos esta entrada de hoy al recuerdo de los fieles cristianos que sufren persecución a causa de su fe en cualquier rincón del planeta. Desde "Salón del Trono" nuestra fraterna solidaridad y cercanía.

La celebración, como peregrinos de la Orden de San Lázaro de Jerusalén, de la Solemne Eucaristía del Peregrino el pasado mayo de 2010 en la Catedral de Santiago de Compostela, con la presencia del Patriarca Melkita Su Beatitud Gregorios III en el altar, nos hizo comprobar cómo los cristianos de oriente y occidente debemos trabajar unidos.



También deseamos abrir nuestros brazos a los hermanos ortodoxos, coptos, armenios, anglicanos, reformados...porque Cristo fundó una sola Iglesia para la salvación del género humano.

Así pues pedimos a las Órdenes de Caballería que defienden especialmente a los cristianos orientales que redoblen su esfuerzo por protegerlos como es su deber:

A la Orden Militar y Hospitalaria de San Lázaro de Jerusalén...



...A la Soberana Orden Militar de San Juan de Jerusalén, Rhodas y Malta...



...A la Orden del Águila de Georgia...



...A la Orden del Santo Sepulcro...


...A la Patriarcal de la Santa Cruz de Jerusalén...


..A la de San Ignacio de Antioquía y a tantas y tantas otras.

Que Dios les de fuerzas para cumplir con sus votos y desarrollar sus carismas por la unión de todos los cristianos.

“Padre Santo, guarda en tu nombre a aquellos que me has dado, para que sean uno como nosotros” (Juan 17,11). "Tengo otras ovejas que no son de este redil, a ésas también es necesario que las traiga, y oirán mi voz y formarán un solo rebaño con un solo pastor" (Juan 10, 16).

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada