SERVUS HISPANIARUM REGIS



viernes, 27 de junio de 2014

SIKKIM, DE REINO INDEPENDIENTE A ESTADO DE LA INDIA

Bandera de Sikkim

A los pies de la cordillera del Himalaya se encuentra el territorio de Sikkim. Limita al oeste con Nepal, al norte y al este con el Tíbet, al sureste con Bhután y al sur con el estado de Bengala Occidental. El idioma oficial es el nepalí y las religiones predominantes son el hinduismo y el budismo. Su capital es la ciudad de Gantok.
Sikkim significa, en lengua nepalí, "tierra con picos". El término se deriva de la palabra Shijim en sánscrito que quiere decir "con cresta".
La más antigua referencia histórica relacionada con Sikkim de la que tenemos constancia es el paso por el territorio del santo budista Gurú Rinpoche en el S. IX. El Gurú bendijo la tierra, introdujo el budismo en Sikkim y predijo la llegada de la monarquía que se instaló allí siglos después.
Escultura colosal del Gurú Rinpoche, protector de Sikkim
Foto: Mario Fabretto
En el S. XIII, según la leyenda, el Gurú Tashi, un príncipe de la Casa Minyak en Kham, este del Tíbet, tuvo una revelación divina una noche que le ordenó viajar al sur para buscar su fortuna. Sus descendientes se conviriteron más adelante en la familia real de Sikkim.
En 1642, su descendiente de quinta generación, el Phuntsog Namgyal, fue consagrado como primer Chogyal (rey) de Sikkim por los tres venerados Lamas que vinieron del norte, el oeste y el sur hasta Yuksom, marcando el inicio de la monarquía.
Phuntsog Namgyal fue sucedido en 1670 por su hijo, Tensug Namgyal, quien trasladó la capital de Yuksom a Rabdentse. En 1700, Sikkim fue invadido por los butaneses con la ayuda de una medio-hermana del Chogyal, a quien se le había negado el trono. Los butaneses fueron luego expulsados por los tibetanos, quienes restauraron al Chogyal diez años más tarde.
Entre 1717 y 1733, el reino tuvo que hacer frente a varios ataques desde Nepal por el oeste y desde Bután por el este, que culminaron con la conquista de la capital, Rabdentse, por Nepal.
Vista de la cordillera del Himalaya al oeste de Sikkim
Foto: Mario Fabretto
Tras la llegada de los británicos a la vecina India, Sikkim se alió con ellos contra el enemigo común que era Nepal. Los nepalíes contraatacaron en Sikkim logrando dominar casi todo el reino y llegando hasta Terrai. Esta situación condujo al ataque de Nepal por parte de la Compañía Británica de las Indias Orientales, dando lugar a la Guerra Gurkha de 1814.
Por los tratados firmados entre Sikkim y Nepal, Tratado de Sugauli, y entre Sikkim y los británicos, Tratado de Titalia, el territorio conquistado a Sikkim por Nepal le fue devuelto en 1817.
Los lazos entre Sikkim y la administración británica en India fueron creciendo hasta 1849, cuando un incidente de frontera hizo que los británicos invadieran el reino y asumieran el control del gobierno, manteniendo al rey sujeto a las órdenes del gobernador británico.
En 1947, el Reino de Sikkim votó por mantenerse independiente de India y el Primer Ministro hindú, Nehru, accedió a ejercer un protectorado sobre Sikkim. 
La Stupa Dro-dul Chorten en Gantok
Foto: Mario Fabretto
Venticinco años más tarde, tras un período de disturbios que tuvieron lugar entre los años 1972 y 1973, se consultó nuevamente a la población en 1975. En esta ocasión los habitantes de Sikkim, por 97.5% de los votos, decidieron incorporarse a la Unión India. De esta manera Sikkim se convirtió oficialmente en un estado de la Unión India aboliéndose la monarquía.
China reconoció a Sikkim como un estado de la India en 2003, con la condición de que la India aceptara que la Región Autónoma del Tíbet era una parte de China. Este acuerdo mutuo llevó a un deshielo en las relaciones chino-indias, siempre delicadas en esa zona de frontera.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada