SERVUS HISPANIARUM REGIS



domingo, 20 de mayo de 2012

EL PALACIO IMPERIAL DE PETRÓPOLIS

File:Petropolis-BrasaoMuseuImperial.jpg


El Palacio Imperial de Petrópolis, actual Museo Imperial, está ubicado en el centro histórico de la ciudad de Petrópolis en el Estado de Río de Janeiro, Brasil.
Fue mandado construir en 1845 como Palacio de Verano por Pedro II de Brasil (1831-1889).
Los orígenes del Palacio se remontan al tránsito del emperador Pedro I de Brasil por la región de Río de Janeiro por el camino de Minas Gerais. Alojado en la hacienda del padre Correia, encantado con el paisaje y el clima templado, hizo una oferta para comprarla. Con la negativa del dueño, el Emperador adquirió otro lote de tierra, la hacienda de Córrego Seco, donde pretendía edificar un palacio de verano, proyecto que no se materializó.

File:PetropolisMuseuImperial1-CCBYSA.jpg

El Palacio-Museo Imperial de Petrópolis

Heredada la propiedad por su hijo Pedro II de Brasil, retomó la idea paterna y construyó un palacete neoclásico entre 1845 y 1862, obra que fue incorporada en un gran proyecto urbano que incluyó la construcción de toda una ciudad en su entorno, Petrópolis, y propició la colonización de toda el área que hasta entonces había estado deshabitada.

File:Brazilian Imperial Crown2.jpg

La Corona Imperial de Brasil

Fue la primera ciudad proyectada de Brasil. Se llama Petrópolis (es decir, la ciudad de Pedro) en homenaje a su fundador, el emperador Don Pedro II. El clima ameno de la región atrajo a la Familia Imperial Brasileña, que allí construyó su casa de verano. Para acompañar a la corte, muchos palacios y construcciones lujosas fueron edificados. Además, fueron asentadas en la zona unas 600 familias de inmigrantes alemanes de Renania para colonizar el área.
Todavía hoy, los descendientes de la familia imperial tienen tierras en la región. En 1942, el escritor austríaco Stefan Zweig se suicidó en esta ciudad. Entre 1941 y 1945 vivió en ella la escritora chilena Gabriela Mistral.

File:Petropolis-CoachImperialMuseum .JPG
Uno de los carruajes imperiales que se muestran en el Museo

Pero volvamos al Palacio Imperial. Fue construido con fondos particulares del Emperador llevando a cabo el proyecto original Julio Koeler y después de su muerte, Christopher Bonini, quien agregó el porche al cuerpo principal de granito. Para completar la obra, se contrató a los arquitectos más importantes relacionados con la Academia Imperial de Bellas Artes: Guillobel Joaquim Cándido y José María Jacinto Rebelo, con la colaboración de Manuel Araújo Porto Alegre en la decoración.
El complejo se fue enriquecido en la década de 1850 con el jardín planificado y ejecutado por Jean-Baptiste Binot bajo la dirección del joven emperador. El suelo del vestíbulo, en mármol de Carrara y mármol negro de Bélgica, se colocó en 1854, destacando también los pisos y marcos de maderas duras como el palo de rosa, cedro y caoba, provenientes de distintas provincias. Los comedores, el salón de música, la  cámara de la emperatriz, el Salón de Estado y el dormitorio de sus majestades, contribuyeron a aumentar la gracia y la belleza de las salas del palacio, uno de los monumentos arquitectónicos más importantes de Brasil.

i_1_1-050novo1

SS.MM.II. el Emperador Dom Pedro II y la Emperatriz Teresa Cristina
(Fuente: Museu Imperial)

Con el advenimiento de la República, la propiedad, arrendada por la Princesa Isabel, fue ocupada por el Colegio Notre Dame de Sion, dando paso posteriormente a la Escuela San Vicente de Paula. Uno de los estudiantes de la escuela, Alcindo de Azevedo Sodré, quien mostraba gran interés por la Historia, planteó la idea de transformar el palacio en un museo. Este proyecto fue realizado gracias a un decreto del 16 de marzo de 1943 promulgado por Getúlio Vargas, con el cual creó el Museo Imperial y nombró al mismo Alcindo Sodré como su primer director.


El Salón del Trono

Gran parte de la decoración interior aún se conserva, como los pisos de piedra, los estucos, candelabros y mobiliario, y se han reconstruido los ambientes originales de cuando el palacio estaba habitado. La institución es el museo más visitado en el país.

File:Estatua dom pedro ii museu imperial petropolis.jpg

El recuerdo del Emperador Pedro II inunda el ambiente

Su clima cálido, sus construcciones históricas, y la abundante vegetación de Serra dos Órgãos y sus montañas sirven como grandes atractivos turísticos. Además, la ciudad posee un gran movimiento comercial y de servicios así como producción agropecuaria, destacando la plantación de frutas de clima templado.

File:Fachada do Museu Imperial 05.jpg


Conozcan mejor el Palacio y el Museo Imperial en su web oficial:

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada