SERVUS HISPANIARUM REGIS



lunes, 14 de mayo de 2012

LA ORDEN DE VITÉZ

Hungary Royal Order Vitez Knight Merit Orden War Badge Medal Chivalry Award


"A mi querido amigo S.E. el Conde Salvatore Olivari de la Moneda, ejemplo vivo de lo que significa ser un verdadero Caballero de la Orden de Vitéz; con todo afecto y admiración"

 
La Orden de Vitéz (Vitez Rend)  ("Orden de la "Valentía" u "Orden de los Héroes") fue fundada el 10 de agosto de 1920 como una recompensa del Gobierno Húngaro para los veteranos de guerra pero se  formuló de acuerdo al modelo de las órdenes medievales de caballería. Su inspirador fue el Regente, almirante Miklós Horthy, quien la impulsó para ayudar a la reconstrucción del país después de la guerra. No contaba a su cabeza con un Gran Maestre, como es el caso de las órdenes militares tradicionales, sino con una Junta Estatal Húngara.
La primera investidura de la Orden tuvo lugar el 21 de agosto de 1921, en los jardines del Palacio Real de Buda. Los receptores eran investidos caballeros, usando el título “Vitéz” ante sus nombres, siendo un título hereditario (equivalente al “sir” británico). Este título era indicado en los certificados de nacimiento, boda o defunción, y normalmente se indicaba mediante una “v” antes del apellido.
Se refiere en las crónicas medievales de Hungría que la concesión de la Orden de Caballería se realizaba con una espada especialmente forjada para la ocasión y que honraba al beneficiario con el título de "Vitéz" (es decir, caballero o héroe). En un principio también se les dio un pedazo de tierra.



El Almirante Miklós Horthy, Regente de Hungría entre 1920 y 1944

La espada antes mencionada se conserva en el Instituto de Historia Militar y Museo de Budapest.
Antes de la Segunda Guerra Mundial el número de miembros había aumentado considerablemente. En 1936, se llegó a los 16.000 miembros. De ellos, 1.800 eran oficiales. Después de la devolución de algunos territorios a Hungría en 1941 el número aumentó a más de 20.000 persona.
Muchos de los soldados más valientes de los ejércitos húngaros durante la Segunda Guerra Mundial procedían de familias de caballeros de la Orden de Vitez.



Hermosa regalía de la Orden procedente de la colección de imágenes de nuestro muy caro amigo S.E. el Conde Olivari de la Moneda, Caballero de la Orden de Vitéz


Progresivamente los requisitos para ingresar en la Orden se fueron endureciendo pues se precisó estar en posesión de la Medalla de Honor como condición previa.
Durante la ocupación soviética después de 1945, la Orden fue prohibida, sus miembros vigilados y sus bienes nacionalizados.
Los gobiernos comunistas húngaros veían en los caballeros de la Orden a sospechosos, por su acendrada fe católica y su patriotismo. Algunos lograron escapar a Occidente.
La Orden siguió su vida en el exilio en Alemania, vinculada a los Habsburgo en la persona de S.A.I.R. Joseph Arpad Habsburgo-Lorena .


Imagen de una investidura de la Orden de Vitéz

Después del colapso de la Europa comunista, la Orden de Vitez se reactivó. Sin embargo, desde 1997 su situación legal es poco clara en Hungría, al existir numerosos grupos disidentes.
Sin embargo, la Orden continúa con su trabajo, sin dejar de premiar los logros destacados, trabajo voluntario y admite nuevos miembros.
Por ejemplo, se incluyeron en ella a aquellos que habían luchado contra la invasión y ocupación soviética de 1956.
La Orden se fundamenta en el derecho hereditario de los caballeros, (alrededor del 90% de los miembros lo son por herencia) y goza de reputación mundial.
La importancia de la Orden no se debe subestimar en términos del sentimiento nacional húngaro. Sus miembros deben probarse a sí mismos como ciudadanos honrados y llevar una vida muy ejemplar.
Los títulos e insignias de todos los rangos y clases, sean militares o civiles, son iguales.


Diploma de concesión de la Orden de Vitéz de 1928

La Orden de Vitéz fue reconocida en 1962 por la Comisión Internacional de Órdenes de Caballería (ICOC).
La insignia de la Orden muestra el escudo de armas de Hungría con la corona de San Esteban, enmarcada por una rama de roble y otra de espigas de trigo.  Un sol radiante se eleva sobre la corona real de San Esteban. La espada ceremonial elevada cruza las armas húngaras tocando su punta el centro de la corona.
La insignia fue diseñada en 1921 por Joszef Szilasi.
Desde 1983, la orden también es otorgada por acciones en tiempo de paz. La insignia no luce la espada y los receptores usan el post-nominal VRNT.

Histórica insignia de la Orden de Vitéz

Los caballeros de la Orden de Vitéz visten capa azul ornada con el escudo corporativo. Tienen el privilegio de poder colocar las armas de la orden a la entrada de sus viviendas o fincas.

 

No hay comentarios:

Publicar un comentario