SERVUS HISPANIARUM REGIS



domingo, 4 de mayo de 2014

LA CATEDRAL DE ÉVORA

File:Sé Évora.JPG

La Catedral de Évora (Basílica Sé Catedral de Nossa Senhora da Assunção) se encuentra en el centro de esta histórica ciudad portuguesa.
Évora fue reconquistada por los ejércitos cristianos en el año 1166. La construcción de la primitiva catedral se inició en 1186, dedicándose a la Virgen María y siendo consagrada en 1204. 
Se trata de un edificio marcado por la transición entre el estilo románico y el gótico. El templo ha sido objeto de distintas reformas y ampliaciones desde su primitiva construcción. Entre 1317 y 1340 se le incorporó el claustro de puro estilo gótico. En los siglos XV y XVI se añadieron el coro alto, el púlpito, el baptisterio y la capilla de Nuestra Señora de la Piedad, de estilo manuelino. Por último, en la primera mitad del siglo XVIII, se construyó en estilo barroco la capilla mayor.
File:Karinecyril evora cathedrale2.JPG
Exterior de la Catedral de Évora
Foto: Karine et Cyril
La figura histórica más importante asociada con la Catedral, fue la del cardenal y rey Enrique I de Portugal, apodado el piadoso, que fue arzobispo y cardenal de Évora. El cardenal Enrique, era hermano del rey Juan III de Portugal y sucedió en la corona de Portugal a su sobrino nieto el rey Don Sebastián I, tras la muerte de éste en la Batalla de Alcazarquivir. Con el fallecimiento del cardenal en 1580, se inició una crisis sucesoria en la corona portuguesa, que acabó con el reconocimiento de Felipe II como rey de Portugal en las Cortes de Tomar (1581).

La fachada principal de la Catedral, cubierta con granito rosa, muestra influencias de la Catedral de Lisboa, así como de alguna otra catedral española como las de Salamanca y Zamora. Destaca la portada con arco ojival y seis arquivoltas. Las columnas están rematadas con una serie de esculturas en mármol, que representan a los apóstoles y que fueron ejecutadas alrededor de 1330, siendo atribuidas a los maestros Pero y Telo de Garcia. 
File:Evora53.jpg
Interior de la nave central
Foto: Georges Jansoone
Flanqueando la portada se levantan dos torres asimétricas, ambas iniciadas en el periodo medieval y completadas durante el siglo XVI. Sobre el nártex se abre una gran ventanal con tracería gótica que ilumina el interior del templo. Como otras iglesias portuguesas de la época, los muros exteriores se encuentran almenados y decorados con arcadas con ménsulas. También destaca sobremanera el cimborrio, que se levanta en el crucero del templo, con una fila de ventanas que inundan el transepto y rematado por una aguja.
File:Evora52.jpg
Detalle de las esculturas columna de la portada catedralicia
Foto: Georges Jansoone
La Catedral de Évora, construida en su fase inicial entre 1280 y 1340, fue ejecutada siguiendo el modelo de la planta de la Catedral de Lisboa que había sido construida en la segunda mitad del siglo XII en estilo románico. Los constructores de la catedral de Évora, como sucede en la de Lisboa, diseñaron un templo de cruz latina, con tres naves siendo la central de una mayor altura que las dos laterales.
File:Roman and medieval, Evora, Alentejo, Portugal, 28 September 2005.jpg
Los fustes de las columnas del Templo Romano de Évora se recortan sobre el bello cimborrio de la catedral evorense
Foto: Rei.artur
El claustro de la catedral se construyó entre 1317 y 1340 en estilo gótico, y muestra también la influencia del claustro de la catedral lisboeta. El uso del granito en su exterior le confiere un aspecto pesado y compacto, a pesar de los óculos, decorados con adornos de tracería geométrica, propia del gótico tardío, que se abren sobre los arcos del patio. En sus esquinas se levantan cuatro columnas-estatuas, de mármol, que representan a los evangelistas. 
File:Cloisters, Evora Cathedral, Alentejo, Portugal, September 2005.jpg
Claustro de la Catedral de Évora
Foto: Rei-artur
Destaca la Capela do Fundador, capilla funeraria del obispo Don Pedro, fundador del claustro, muestra en el centro su tumba con la figura yacente del obispo y una escultura del arcángel Gabriel y otra, policromada, de la virgen María. El piso superior del claustro, al que se accede a través de una escalera de caracol, ofrece una gran vista de la Catedral y del paisaje circundante.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada